Archive for Veneno

Borja Heredia: “El comercio ilegal de aves en el Mediterráneo está aumentando y se está profesionalizando”

La Convención de Especies Migratorias de Animales Silvestres (CMS), también conocida como Convenio Bonn, es un acuerdo internacional de Naciones Unidas que mira por la protección de todos los animales que cruzan alguna frontera entre uno o varios países. Nacida hace 38 años, posee una sección dedicada a las aves dirigida desde hace siete por Borja Heredia, biólogo curtido en los más altos foros internacionales relacionados con la conservación de la fauna amenazada representando fundamentalmente a la Administración española. Le encontramos en Toledo, en una reunión sobre veneno organizada por SEO/BirdLife.

Borja Heredia, en Toledo, en un momento de la entrevista ©Sara Cabezas-SEO/BirdLife

Borja Heredia, en Toledo, en un momento de la entrevista ©Sara Cabezas-SEO/BirdLife

 

Entrevista a Borja Heredia –responsable de Avifauna de la Convención de Especies Migratorias de Animales Silvestres (CMS) de Naciones Unidas- realizada por Josefina Maestre y publicada en el último número de Aves y naturaleza

 

AYN ¿Son las aves migratorias más vulnerables que las sedentarias?
BH Sí, son más vulnerables, sobre todo las que tienen que atravesar el Sahara, hasta el Sahel o las zonas del centro y sur de África. Las especies que crían en los campos europeos y hacen largos viajes están desapareciendo a una velocidad mucho mayor que las residentes o con migraciones más cortas, por ejemplo las que cruzan el Mediterráneo y se quedan en el norte del continente.
Read more

Teléfono SOS Veneno, un antídoto al servicio de la sociedad por David de la Bodega

El Teléfono SOS Veneno, tras 16 años de funcionamiento, es una herramienta puesta al servicio de la sociedad  para poner un poco de luz sobre un grave problema que afecta tanto a la fauna silvestre como doméstica. Hemos podido ver como ciudadanos comprometidos con la defensa del medio ambiente son a la vez activos luchadores contra el uso ilegal de veneno y contribuyen a sensibilizar y denunciar un método cruel de acabó entre 2005 y 2010 con unos 40.000 animales. Por ello, detrás del 900 713 182 está SEO/BirdLife, en nombre del Programa Antídoto, para recoger el compromiso y las denuncias contra el veneno de todos los ciudadanos.

 

 

El uso de cebos envenenados en el campo es una de las principales amenazas para la biodiversidad en España. El veneno se usa para matar animales que se consideran dañinos para distintas actividades, principalmente para la caza, la ganadería y la agricultura, o sirve como método de venganza entre particulares.

 

Perro envenenado ©Daniel Garrido Soria

 

El veneno es un método masivo, no selectivo y cruento, que afecta a muchas especies a las que no va destinado, entre ellas especies amenazadas y animales domésticos y puede suponer un riesgo para la salud pública. El uso ilegal de veneno es una de las principales causas de mortalidad para algunas de las especies más amenazadas de Europa, como el águila imperial ibérica, el quebrantahuesos, el milano real o el alimoche. Es además un delito contra la fauna tipificado en el Código Penal con penas de prisión de hasta dos años.

[more…]

Programa Antídoto

Conscientes de esta amenaza, los integrantes del Programa Antídoto, plataforma que incluye a las principales organizaciones conservacionistas españolas, puso en marcha en 1999 el teléfono SOS Veneno (900 713 182) como instrumento de asesoramiento y recogida de denuncias de casos de envenenamiento en la naturaleza. Diferentes organizaciones del Programa Antídoto se han venido encargando de atender este teléfono gratuito.

 

En el año 2010 pasó a gestionarse en el marco del Proyecto Life+VENENO, coordinado por SEO/BirdLife, entidad que sigue atendiéndolo en la actualidad en nombre del Programa Antídoto.

 

Milano real fallecido por ingerir veneno. ©Daniel Garrido Soria

 

El teléfono SOS VENENO es una herramienta puesta al servicio de la ciudadanía que ha permitido obtener desde su puesta en funcionamiento una valiosa información sobre algunos casos de veneno y ha permitido actuar en conjunción con los agentes de medio ambiente o el Seprona para iniciar las investigaciones del delito o evitar daños mayores.

 

Durante la vigencia del proyecto Life+VENENO y hasta la actualidad se han atendido unas 1,000 llamadas que han generado cerca de 100 actuaciones de agentes de medio ambiente, del Seprona y de cuerpos de policía autonómica y local. En los casos denunciados a través de este teléfono se han contabilizado más de 200 animales afectados por el uso de veneno, como el águila imperial ibérica, el milano real y el milano negro, buitres leonado y negro, búho real, abejarucos o lobos.

 

Propietarios de perros y gatos preocupados

A pesar de que la principal función del teléfono fue y es servir para denunciar casos de envenenamiento de fauna silvestre en el medio natural, la gran mayoría de las llamadas recibidas en los últimos 5 años han sido de propietarios de perros y gatos envenenados en entornos urbanos y periurbanos. En total se han visto involucrados hasta la fecha 55 perros y 65 gatos. Esta circunstancia nos ha permitido ser conscientes de que el uso de veneno no es solo algo que se asocia al medio natural y a una mala gestión cinegética o ganadera, si no que es un problema que también se está registrando en nuestras ciudades y pueblos. La motivación es diferente a la que solemos encontrar en el medio natural y en este caso el móvil suele ser eliminar las molestias que supone la presencia de perros y gatos para algunos vecinos.

 

Por otra parte, en este ámbito nos hemos dado cuenta de la escasa formación y capacidad de reacción en esta materia de los ayuntamientos y sus policías locales (a parte de un lío competencial entre policías que no hemos sido capaces de aclarar). En algunas ocasiones hemos echado en falta capacidad para reaccionar con eficacia en los supuestos casos de veneno que se han denunciado. Si bien en los envenenamientos de fauna silvestre contamos con algunos agentes de medio ambiente y del Seprona especializados en la investigación del uso de veneno, en el entorno urbano esto no se da y tampoco existen Centros de Recuperación de Fauna o laboratorios especializados donde analizar los animales o cebos encontrados.

 

En algunas ocasiones los propios agentes que han actuado han sugerido a los propietarios de perros y gatos que sean ellos mismos los que analicen los animales y lo denuncien, lo que es intolerable teniendo en cuenta que es deber de las administraciones investigar los delitos que se cometen.

 

Se traslada así a los propietarios una responsabilidad que no les corresponde y que además compromete la validez de unas pruebas que son imprescindibles para los juicios que se celebren en estos casos.

Agentes de la Guardia Civil y Agentes Medioambientales durante la investigación de un caso de veneno ©Guardia Civil

 

Muchas de las llamadas que hemos recibido en relación al supuesto envenenamiento de perros y gatos estaba acompañada del dolor, la rabia y la tristeza de su dueño. Ver las consecuencias de una muerte cruel, como es la del veneno, en animales que forman parte de la vida de la gente es un trance duro. En estos momentos el teléfono SOS Veneno ha cumplido no sólo un fin de denuncia, sino también de apoyo a muchos propietarios de animales domésticos a los que hemos atendido en un momento difícil.

 

Para dar asistencia a todos los propietarios de estas mascotas se elaboró un modelo de denuncia para reclamar la responsabilidad frente al daño sufrido. Así se anima a todos aquellos que denuncian supuestos casos de veneno a que presenten una denuncia ante la policía local,la Guardia Civil o Agentes de Medio Ambiente y que lo hagan también ante las Fiscalías Provinciales de Medio Ambiente. Además, se comunicó ala Fiscalía Coordinadora de Medio Ambiente la importancia de adoptar medidas para solventar un modo y ámbito de envenenamiento, el urbano, que se está revelando como un auténtico problema que necesita de atención.

 

 

David de la BodegaZugasti

Coordinador de la Red Europea Contra los Delitos Ambientales

SEO/BirdLife

 

 

Cuatro años diciendo `NO´ al veneno

 

El uso de cebos envenenados en el campo es una de las principales amenazas para la biodiversidad en España. Este método masivo, no selectivo y cruento afecta a muchas especies a las que no va destinado -algunas de las más amenazadas de Europa, como el águila imperial ibérica, el quebrantahuesos, el milano real o el alimoche-, además de a animales domésticos y de compañía. Es un delito tipificado en el Código Penal y puede suponer un riesgo para la salud pública. SEO/BirdLife ha trabajado en su erradicación a través del proyecto Life+ VeneNO, que acaba de cerrar una andadura de cuatro años con importantes avances.

[more…]

 

Nombre. Acciones para la lucha contra el uso ilegal de veneno en el medio natural en España
Beneficiarios. SEO/BirdLife (coordinador), Fondo para la Conservación del Buitre Negro y Junta de Comunidades de Castilla-La Mancha
Presupuesto. Aprox. 1,7 millones de euros
Financiadores. Comisión Europea, 40% (Instrumento financiero Life +). Fundación Biodiversidad, del Magrama, 27%. Otros: Cabildo de Fuerteventura, Junta de Andalucía y Gobierno de Cantabria.
Periodo. 2010-2014

 

Reducir la impunidad

Tras cuatro años de andadura ha concluido el proyecto Life+ VeneNO, liderado por SEO/BirdLife, cuyo objetivo ha sido la reducción del uso ilegal de veneno en España. Los cebos envenenados se usan para matar animales que se consideran dañinos para distintas actividades, principalmente la caza, la ganadería y la agricultura, y sirve  para dirimir rencillas entre particulares, funcionando así incluso como un método de venganza.
El proyecto, financiado fundamentalmente por la Comisión Europea y la Fundación Biodiversidad, ha conseguido reducir la impunidad de este delito, mejorar el conocimiento sobre su impacto ambiental, aprobar planes y protocolos por parte de las comunidades autónomas e implicar a la sociedad, extendiendo sus acciones al ámbito internacional. Y, aunque las consecuencias del delito han calado en la opinión pública y en la clase política, no existe ningún motivo para bajar la guardia, porque, a pesar de los éxitos, el objetivo debe ser la erradicación total. Cumplir con el objetivo de terminar con el uso de veneno exige un esfuerzo sostenido en el tiempo y a largo plazo y, por lo tanto, es necesaria nueva inversión y actualización permanente de las acciones emprendidas.

Los logros alcanzados son una realidad gracias a la puesta en marcha de acciones efectivas y experiencias innovadoras.

Agente forestal de medio ambiente de Madrid levantando el cadáver de un buitre negro envenenado. ©SEO/BirdLife

 

En los tribunales
La reducción de la impunidad con la que cuenta un delito como el uso de veneno ha sido uno de los grandes retos, y para lograrlo SEO/BirdLife se ha personado en 24 procesos penales. Casos tan graves como el envenenamiento de seis águilas imperiales ibéricas en Ciudad Real, cuyo autor tendrá que depositar una fianza de 800.000 €, o las más de 140 rapaces muertas en Tudela y Cintruénigo (Navarra). Parte de estos procedimientos siguen en curso pero 10 han concluido ya con sentencias condenatorias, con penas de hasta un año y cuatro meses de prisión, la inhabilitación para el ejercicio de la caza o el pago de responsabilidades civiles de más de 33.000 euros.

Agentes contra el veneno
Por otra parte, más de 500 agentes medioambientales de Aragón, Cantabria, Canarias, Castilla-La Mancha, Cataluña, Murcia y País Vasco han recibido formación en la investigación de este tipo de delitos. Además, se les ha dotado con material para su seguimiento (visores nocturnos, cámaras trampa o material para la recogida y análisis de muestras). Su formación y capacitación es imprescindible para mejorar la detección de casos y clarificar su autoría.
En la línea de persecución del delito, destaca la creación de la Unidad para la Investigación de Veneno (Unive) en Castilla-La Mancha, formada por dos patrullas que actúan en toda la región, una con sede en Ciudad Real y otra en Toledo. Las patrullas de la Unive continuarán con su actividad más allá del proyecto, consolidándose como una herramienta permanente en la lucha contra el veneno en Castilla-La Mancha.

Integrante de una de las patrullas de Unive de Castilla-La Mancha inspecciona una rapaz muerta junto con un agente forestal. © SEO/BirdLife

Tras la efectividad demostrada de los planes y estrategias contra el uso de veneno en las comunidades autónomas de Andalucía, Aragón y Castilla-La Mancha, donde ya existían, se ha apostado por extender esas medidas a otras regiones, logrando la aprobación de los Planes de Acción de lucha contra el veneno en la Comunidad Valenciana, Cataluña, Cantabria, Canarias y Castilla y León.Además, las que no los tienen se han comprometido a aprobarlos, tarea para la que SEO/BirdLife seguirá trabajando en el futuro.

Mano a mano con agricultores y ganaderos…
También ha habido un contacto estrecho con ganaderos y agricultores, concretamente en Canarias, concienciando y aportando soluciones -con acciones demostrativas- a los problemas que llevan a esta práctica ilegal. Además se han llevado a cabo cursos de formación sobre el correcto uso de los rodenticidas, un veneno legal que causa un gran impacto en el medio natural.

Y con la sociedad al completo…
Con el fin de involucrar a los ciudadanos, se ha creado la Red de Voluntarios contra el Veneno, que cuenta con 336 miembros, y el Teléfono SOS Veneno (teléfono gratuito, 900713182), que ha registrado cerca de mil llamadas alertando de posibles envenenamientos. Dos herramientas imprescindibles para la denuncia de casos, no solo en el medio natural, sino también en entornos urbanos y periurbanos.

Una lucha global
El veneno es el método de erradicación de depredadores más utilizado en todo el mundo. La lucha contra el veneno debe contar con un marco homogéneo en todos los países donde supone una amenaza. En el caso de las especies migratorias, por ejemplo, de nada sirve el esfuerzo que se haga en nuestro país si en los otros lugares adonde viajan no es posible poner freno al problema.
SEO/BirdLife considera, por tanto, fundamental extender las acciones de lucha más allá de nuestras fronteras para garantizar un marco regulador y de acción uniforme a nivel internacional.

Integrantes del grupo de trabajo para la minimización del envenenamiento de especies migratorias, con David de la Bodega, coordinador del proyecto dentro de SEO/BirdLife (cuarto por la izquierda). © SEO/BirdLife

De esta forma ha coordinado los trabajos sobre uso de cebos en el Grupo de Trabajo para la minimización del envenenamiento de especies migratorias, creado en el marco del Convenio sobre Especies Migratorias. Además ha difundido los borradores de planes y protocolos en versión inglesa en diferentes foros internacionales y entre todos los miembros de BirdLife International.

45.000 animales muertos
Una de las contribuciones del proyecto -en línea con la Estrategia Nacional contra el Uso Ilegal de Cebos Envenenados en el Medio Natural del Ministerio de Medio Ambiente (2004)- ha sido analizar el problema en nuestro país. Se han recopilado y analizado todos los episodios de envenenamiento de fauna registrados entre los años 2005 a 2010, obteniendo un mapa de las consecuencias del veneno y su distribución territorial y temporal. En estos cinco años se recogieron y analizaron en España 4.395 ejemplares envenenados, lo que podría llevar a una cifra global de 45.000 animales muertos, si se estima que se encuentra entre un 7 y un 10% de las víctimas por esta causa.

10 pasos contra el veneno conseguidos con este proyecto Life+
1 – 24 procesos penales y 10 sentencias condenatorias, hasta la fecha.
2 – Identificación de las 70 sustancias más utilizadas.
3 – Formación de más de 500 agentes medioambientales.
4 – Creación de dos patrullas especializadas de investigación en Castilla-La Mancha.
5 – Puesta en marcha de la Red de Voluntarios contra el Veneno.
6 – Atención del teléfono gratuito SOS Veneno y cerca de 1.000 alertas ciudadanas a través del mismo.
7 – Coordinación del problema en el grupo de trabajo internacional específico del Convenio sobre Especies Migratorias.
8 – Edición de dos publicaciones: Uso ilegal de cebos envenenados. Investigación y análisis jurídico y Sustancias que provocan el envenenamiento de la fauna silvestre.
9 – Compromiso de las 17 comunidades autónomas para la aprobación de planes y protocolos (cinco lo llevaron a cabo).
10 -Manual sobre el comercio de rodenticidas.

+ Información www.venenono.org

 

David de la Bodega, coordinador del proyecto Life+ VeneNO de SEO/BirdLife.

 

 

 

 

 

 

Sobre éste Blog
El blog de SEO/BirdLife tiene como objetivo tratar los proyectos y trabajo diario de la organización de una manera más cercana, así como expresar opiniones y resaltar temas de actualidad de trabajadores y colaboradores habituales, todo ello fomentando los comentarios y debate general.