Una nueva vida para la Cantera de Cuchía, en Cantabria

 

Gracias al proyecto de restauración e incremento de la biodiversidad en el que colaboran desde 2015 Solvay y SEO/BirdLife

 

Con el asesoramiento de la Sociedad Española de Ornitología y la colaboración del Ayuntamiento de Miengo, la empresa Solvay puso en marcha en el año 2015 el denominado “Plan de acción para la remodelación geomorfológica y el incremento de la biodiversidad en la Cantera de Cuchía”. Esta cantera, situada en la margen derecha de la ría de San Martín de la Arena, cerca de la playa de Cuchía, fue explotada por Solvay para la extracción de piedra caliza durante más de setenta años.

Tras el cese de la actividad en 2005 y un proyecto de restauración llevado a cabo desde el año 1990 (durante años se fue restaurando a la vez que continuaba la explotación), se ha emprendido un nuevo proyecto, que pretende fomentar los valores naturales que este espacio ha ido adquiriendo con los años.

Hasta la fecha se han registrado en la cantera 146 especies de aves, 18 de mamíferos, 7 especies de anfibios, 6 de reptiles y dentro del grupo de los insectos destaca la presencia de 23 especies de odonatos. En cuanto a la flora se han registrado 287 especies vegetales.

Los resultados de los trabajos de restauración han podido ser observados en la reciente visita efectuada por la directora ejecutiva de SEO/BirdLife, Asunción Ruiz; el director general de Solvay para España y Portugal, Jorge Oliveira y  el nuevo director general de Medio Natural y Medio Ambiente del Gobierno de Cantabria, Antonio Lucio. En dicha visita también participaron el jefe de la demarcación de Costas en Cantabria, Jose Antonio Osorio, y las concejalas del Ayuntamiento de Miengo, Sara Gómez y Maite Vélez, que recibieron las explicaciones de los técnicos de SEO/BirdLife y Solvay.

 

De dcha. a izqda., Asunción Ruiz, directora ejectiva de SEO/BirdLife; Jorge Oliveira; director general de Solvay; Antonio Lucio, director general de Medio Natual y Medio Ambiente del Gobierno de Cantabria; Ignacio Fernández Calvo, técnico de SEO/BirdLife; Antonio Rodríguez Arduengo, técnico de Solvay, y Maite Vélez, concejala de Medio Ambiente del Ayuntamiento de Miengo

 

Medidas ambiciosas

En este plan se han contemplado una serie de medidas que van más allá de las actuaciones de restauración que legalmente son exigidas, implementando acciones que buscan incrementar la capacidad de acogida de la Cantera de Cuchía para la flora y fauna silvestre aprovechando las potencialidades de la zona. Las actuaciones van dirigidas tanto a elementos que se han generado de forma artificial como consecuencia de las actividades extractivas, como son las lagunas del vaso de la cantera o los cortados de los frentes de explotación, como a hábitats naturales que se vieron afectados durante la actividad de la cantera y cuya recuperación se pretende acelerar, principalmente las unidades de vegetación asociadas a las series forestales de la zona.

Para Felipe González, delegado de SEO/BirdLife en Cantabria, “Estos espacios post-industriales, una vez utilizados por la industria o la minería, suponen una oportunidad para convertirlos en nuevos hogares para la naturaleza. Con las técnicas apropiadas este proceso se puede acelerar y conseguir que lugares tan transformados vuelvan de nuevo a la vida.”

Para Jorge Oliveira, director general  Solvay para España y Portugal, “Solvay utiliza piedra caliza como materia prima principal en sus procesos de fabricación de carbonato y bicarbonato sódicos. Lógicamente, su extracción produce una modificación significativa del paisaje. El interés de Solvay, una vez cesada la actividad extractiva, es devolver ese espacio transformado a la naturaleza, colaborando en lo posible a la colonización de especies vegetales y animales. Es en este campo en el que hemos buscado la colaboración de los especialistas de SEO/Birdlife. La antigua cantera de Cuchía es hoy una bella realidad que demuestra el compromiso de nuestra empresa con el medio ambiente y la sostenibilidad”.

 

Panorámica de la cantera de Cuchía tras su restauración ©SEO/BirdLife

 

Cinco ejes de actuación

El plan de restauración se ha articulado en cinco ejes de actuación:

  1. Remodelación geomorfológica con la creación de nuevos relieves que reduzcan el impacto visual y además favorezcan la revegetación.
  2. Ampliación y mejora ecológica de charcas y lagunas: las zonas húmedas existentes son uno de los valores naturales más importantes de este espacio y se ha procedido a excavar nuevas charcas y mejorar las existentes.
  3. Eliminación de flora exótica invasora. Se trata del principal problema ambiental y es que los terrenos de cantera tienen amplias superficies invadidas por el plumero de la Pampa. Se ha diseñado un protocolo de actuación para la reducción de la superficie ocupada por plumeros.
  4. Revegetación con especies autóctonas. Todas las superficies sobre las que se ha actuado han sido revegetadas con especies locales como el sauce negro, el aliso, la encina o el madroño, formando nuevos hábitats como el encinar cantábrico, el robledal de rebollo, el bosque de ribera, el pastizal cantábrico y el humedal.
  5. Uso público e información ambiental. Se han instalado paneles informativos y se ha elaborado un tríptico divulgativo. Además se ha limitado el acceso con vehículos y se ha procedido a la regulación de usos para evitar molestias a la fauna y afección a los hábitats en regeneración.

 

A favor de la biodiversidad, educación ambiental y seguimiento científico

Complementariamente a las acciones del plan y con el objetivo de favorecer el asentamiento de nuevas especies se ha llevado a cabo la instalación de cajas nido para rapaces, refugios para murciélagos, creación de taludes para especies muy escasas como es el avión zapador y la ampliación y mejora de las charcas para anfibios.

Además está prevista la realización de visitas interpretativas con los vecinos y los niños de los colegios de los municipios de la zona. Algunas ya se han realizado, como la del Colegio Marzán de Cuchía o el Manuel Liaño Beristain de Barreda, con gran éxito de acogida. En las mismas se pretende dar a conocer los valores naturales de la cantera y los trabajos que se están haciendo para fomentarlos.

Por último, desde el comienzo del plan de restauración y con la finalidad de seguir científicamente el proceso de recuperación de la naturaleza, SEO/BirdLife lleva un seguimiento de fauna y flora mediante censos periódicos. Así aumenta el conocimiento que ya se tiene sobre las especies que habitan este espacio, su evolución en el tiempo y la repercusión que tienen sobre ellas estos trabajos de fomento de la biodiversidad. Los resultados de dicho seguimiento se pueden consultar aquí.

Solvay se incorpora al proyecto LifeStopCortaderia

Fruto de su compromiso con la recuperación ambiental de las antiguas canteras, Solvay forma parte del proyecto LIFE Stop Cortaderia como cofinanciador de las experiencias piloto demostrativas a poner en marcha para reducir la presencia de plumeros en la cantera. Hay que tener en cuenta que aunque se han llevado a cabo importantes trabajos de mejora, la superficie ocupada por las antiguas canteras es muy amplia y todavía persiste una gran masa de plumero de la Pampa. Con el fin de reducir su presencia, se va actuar sobre una veintena de hectáreas de la cantera mediante una experiencia de pastoreo dirigido con caballos, que ya pacen en la zona, y la utilización de tecnosuelos que eviten la implantación y el crecimiento del plumero. Está previsto que los trabajos comiencen en este verano de 2019.

 

Noticias Relacionadas
X
HAZTE SOCIO