Hazte socio | Guía de aves | Contacto
Contagiamos Naturaleza

El futuro del sisón común pasa por afrontar el modelo agrario en España

  • El II Censo Nacional de Sisón Común, Ave del Año 2017, confirma una caída de cerca del 50% de sus poblaciones en España. Los resultados provisionales sitúan la población actual entre 21.000 y 35.000 ejemplares.
  • La dramática situación en la que se encuentra la especie hace que los expertos reconsideren su actual estatus de conservación (vulnerable).
  • Medidas de gestión agraria específica en zonas prioritarias, junto con una nueva Política Agraria Comunitaria (PAC) que tenga en cuenta los retos y el valor ambiental de la agricultura mediterránea, son clave para mejorar la situación de la especie y del resto de aves ligadas a los sistemas agrarios.

Los resultados del último censo de machos de sisón común, realizado en la primavera de 2016 y principios de 2017, y coordinado por SEO/BirdLife, no pueden ser más desalentadores: el descenso promedio en densidad de machos para el conjunto del país es del 50% y supera el 60% en varias regiones como Extremadura, Navarra y Murcia. Muy cerca de ese descenso está Aragón, con un 60% de regresión, mientras que en Madrid el bajón es del 45% y en Cataluña del 50%. Castilla-La Mancha, fundamental para la especie por representar el corazón de la distribución y población ibérica, registra un 46% de declive entre el censo de 2005 y el de 2016.

A este descenso en España hay que sumar un declive del número estimado de machos reproductores del 47,8% en Portugal, lo que apunta claramente a que el conjunto de la población ibérica, hasta ahora considerado bastión de la especie a nivel mundial, se habría reducido a la mitad a lo largo de la última década.

En el primer censo nacional de sisón común realizado en 2005 la población se estimaba entre 43.000 y 71.000 sisones, y en poco más de diez años las cifras son contundentes: los datos provisionales del II Censo Nacional de Sisón estiman que en España quedan en torno a los 21.000-35.000 ejemplares. Este resultado acercaría al colapso al conjunto de la población de sisones de Europa occidental, obligando a reconsiderar su actual estatus nacional (Vulnerable) y seguramente mundial de amenaza (Casi amenazado). Asimismo, impone una revisión de la actual política de gestión de los sistemas agrarios cerealistas y pastizales mediterráneos extensivos.

A nivel legal, además de estar incluido en el Anexo I de la Directiva de Aves, el sisón se encuentra protegido en todo el Estado, al estar incluido en el Catálogo Español de Especies Amenazadas con la categoría de “Vulnerable”. Esto implica que las comunidades autónomas con presencia de esta especie deberían contar con Planes de Conservación específicos para y realizar censos periódicos como máximo cada 6 años. Desgraciadamente, no es así.

 

Una especie ligada a ambientes cerealistas y pastizales

El sisón común, declarada Ave del año en 2017 por SEO/BirdLife,  es una de las especies más representativas de la avifauna propia de los medios esteparios en España. Hasta la fecha, se ha considerado que los ambientes cerealistas y los pastizales mediterráneos extensivos de la península ibérica albergaban las mayores poblaciones de la especie, particularmente en España, donde se concentraría entre el 50 y el 70% de la población mundial.

Sin embargo, estos sistemas están también en regresión ya sea por abandono o por intensificación, e incluso por ocupación urbanística e industrial de estas zonas.

Históricamente, se podían ver sisones en la meseta sur –Castilla-La Mancha, Madrid y Extremadura–, con poblaciones más reducidas y dispersas en zonas de Castilla-León, valle del Ebro y Andalucía. Se encuentra de manera totalmente residual en Murcia y Galicia.

Un incierto futuro para el sisón

En este sentido, al ser el sisón una especie muy ligada a los ambientes agrarios, “desde SEO/BirdLife planteamos que se debería controlar el proceso de intensificación agraria, y en particular promover un barbecho ‘ecológico’ con cobertura de vegetación natural y ausencia de laboreo en zonas prioritarias. Además, se debería hacer una reducción significativa de herbicidas e insecticidas y promocionar ciertos cultivos favorables como la alfalfa de secano con un calendario de cortes compatible con la fenología del sisón”, apunta Juan Carlos del Moral, coordinador del Área de Ciencia Ciudadana de SEO/BirdLife.

La actual coyuntura de reforma de la PAC, en la que los ciudadanos demandan el reconocimiento del valor natural de la mayor parte de nuestros sistemas agrarios, ofrece una oportunidad única para promover cambios. En este sentido, SEO/BirdLife está trabajando para que la futura PAC apoye la integración de la naturaleza en el modelo agrario, mejorando su sostenibilidad ambiental y garantizando la viabilidad económica de los sistemas de los que depende la conservación de muchas especies, como los sistemas de cereal de secano y  los pastizales mediterráneos.

 

 

 

Compartir este artículo
Esta entrada fue publicada en Aves amenazadas, Conservación de espacios, Noticias, Noticias Pagina Inicio y etiquetada , , , , . Guarda el enlace permanente.

Los comentarios están cerrados.