Hazte socio | Guía de aves | Contacto
Contagiamos Naturaleza

Pajareros urbanos. ¡A comer!

 

7 superalimentos para tu comedero

Poner un comedero para aves durante el otoño y el invierno puede ser una forma divertida de conocer más de cerca las aves que visitan tu jardín, tu balcón o tu ventana, y por supuesto una manera de ayudar a la biodiversidad urbana en la temporada más dura del año. Una vez construido y colocado el comedero, con las pistas que te dimos hace una semana, toca ahora hablar de los alimentos con los que puedes llenarlo y aumentar así la variedad de aves que lo visitan. Todos estos alimentos ponen a su disposición las calorías necesarias para acumular la grasa que les protege en las frías noches de invierno.

 

Mezcla de semillas en comedero artesanal realizado con un rollo de cartón reciclado ©SEO/BirdLife

 

1.- Semillas de girasol
Las semillas de girasol son uno de los mejores alimentos tanto en invierno como en verano. Puedes ponerlas en un plato al estilo comedero de bandeja, meterlas en comederos cilíndricos o esparcirlas sobre una mesa. Lava frecuentemente los comederos para evitar el contagio de enfermedades (la semana que viene te explicaremos más sobre esto). Les encanta a los carboneros y herrerillos, además de a otras especies. Utiliza siempre semillas crudas y sin sal (no sirven las pipas saladas que se utilizan de aperitivo).

 

Bolas de sebo dentro de red y colgadas en comedero artesanal ©SEO/BirdLife

Bolas de sebo dentro de red y colgadas en comedero artesanal de madera y cuerda ©SEO/BirdLife

2.- Sebo o manteca
Este alimento contiene muchas calorías, lo que les va a venir muy bien a las aves para sus reservas de grasa. Ten cuidado y úsalo solo durante el invierno, principalmente porque en verano se suele derretir con el calor. Lo mejor es mezclarlo, por ejemplo con semillas de girasol y hacer una masa que se puede poner dentro de las redes de cebollas o naranjas. Prueba a hacer otras mezclas con productos diferentes e investiga cuál les gusta más a los pájaros que visitan tu comedero.

 

 

Semillas de cacahuete crudo ©SEO/BirdLife

Semillas de cacahuete crudo ©SEO/BirdLife

 

 

3.- Cacahuetes
Los cacahuetes son el alimento más socorrido, puesto que son fáciles de encontrar en los supermercados, pero deben ser siempre crudos y sin sal. Puedes ponerlos pelados o sin pelar dentro de los comederos cilíndricos de rejilla.

 

 

Cacahuetes sin pelar en comedero de alambre colocado en azotea ©SEO/BirdLife

Cacahuetes sin pelar en comedero de alambre colocado en azotea ©SEO/BirdLife

 

 

 

 

 

A los herrerillos les entretiene mucho tratar de sacar la semilla de dentro de la cáscara. También puedes hacerlo más sencillo pinchándolos en un alambre.

 

 

 

 

4.- Semillas niger o negrillo
Se puede encontrar en las tiendas de mascotas, en la tienda online de SEO/BirdLife y en otras tiendas especializadas como Garden Birds y suelen ser algo caras, pero son el alimento favorito de muchas aves. Puedes ponerlas en comederos cilíndricos o también en los de bandeja.

 

Semillas de negrillo en comedero de madera ©SEO/BirdLife

Semillas de negrillo en comedero de madera ©SEO/BirdLife

 

5.- Fruta
Aunque la mayoría de las aves invernantes se alimentan de semillas, no debemos olvidarnos de que a otras especies como los mirlos o los zorzales les encantan los frutos. Podemos colocar en nuestro comedero o colgar directamente manzanas, membrillos, uvas o ciruelas; estas dos últimas si son secas resultarán más atractivas para las aves frugívoras.

 

6.- Mijo
Si lo mezclas con semillas de girasol será mucho más atractivo, y luego podrás quitarlas poco a poco para dejar finalmente el mijo. En tiendas especializadas en complementos de jardín también se puede encontrar sacos con los que rellenar tu comedero o dispersar en una bandeja.

 

7.- Mezclas de semillas
En esas mismas tiendas, en las de mascotas, en la tienda de SEO/BirdLife y en Garden Birds también se venden sacos preparados de mezcla de semillas que suponen un complemento calórico, además de nutritivo, al contener los beneficios de cada tipo de semilla que compone la mezcla. Si además quieres atraer a aves insectívoras puedes añadir a la mezcla larvas tenebrios o similares.

 

Son muchas las opciones tanto de alimento como de comedero. Pero lo mejor es que cada uno puede "inventar" sus propias opciones. ©SEO/BirdLife

Son muchas las opciones tanto de alimento como de comedero. Pero lo mejor es que cada uno puede “inventar” sus propias opciones. ©SEO/BirdLife

 

Ayudar a las aves, además, tiene premio

Desde ahora y hasta diciembre tienes la oportunidad de ayudar a las aves, disfrutar con tus observaciones y, además, ganar un estupendo comedero de nuestra tienda. ¿Cómo puedes participar? Construye tu propio comedero, lo más original que puedas, ponlo en el mejor lugar que encuentres, prepara tu cámara y saca fotos del mismo con las aves que se posen. Utiliza los trucos y consejos que te vamos dando para mejorarlo poco a poco y conseguir que lleguen más aves a comer. Envíanos tus mejores fotos y votaremos entre todos el que más nos gusta con las aves posadas. Regalamos un comedero por Navidad. No olvides poner la etiqueta #pajarerourbano

¿Viste la primera entrega sobre cómo hacer tu comedero? No te la pierdas:

Pajareros urbanos: objetivo, naturalizar las ciudades

 

Sección realizada por José María de la Peña

 

 

 

Esta entrada fue publicada en Biodiversidad urbana, Noticias, Noticias Destacadas Pagina Inicio. Guarda el enlace permanente.

Los comentarios están cerrados.