BirdLife en Turquía moviliza a sus voluntarios para rescatar aves petroleadas

En las claras aguas de la bahía de Izmit, al oeste de Turquía, un importante vertido de petróleo está poniendo en riesgo la salud humana y la biodiversidad marina. El derrame, ocurrido el pasado viernes 13 de enero cerca del Área Clave para la Biodiversidad de Kocaeli Tepeleri, afecta a especies como los cormoranes moñudo y grande y la focha común.

La marea negra arrastra aves hasta la costa de Izmit, al oeste de Turquía © Doğa Derneği

La marea negra arrastra aves hasta la costa de Izmit, al oeste de Turquía © Doğa Derneği

 

Durante el fin de semana del suceso, los lugareños alertaron de las aves petroleadas y de la vida marina agonizante que arribaba a la orilla. Tras el derrame del fuel, Doğa Derneği (BirdLife en Turquía) movilizó a sus grupos locales de Conservación, que comenzaron a rescatar a los animales embadurnados, trasladándolos al centro de rescate y rehabilitación de fauna silvestre más cercano, el Zoo Faruk Yalçın.

 

Aves petroleadas recuperadas por voluntarios de BirdLife Turquía © Doğa Derneği

Aves petroleadas recuperadas por voluntarios de BirdLife Turquía © Doğa Derneği

 

Itri Levent Erkol, responsable de Conservación de Doğa Derneği, visitó la costa y las áreas marinas aledañas tan pronto como fueron informados del desastre. “Incluso si oficialmente los trabajos de limpieza y rescate ya se consideran terminados, seguiremos encontrando ejemplares muertos de cormoranes y fochas”, advierte Erkol. “Estamos hallando incluso aves petroleadas vivas y los ciudadanos las están recogiendo para limpiarlas”. Doğa informa de que muchos de ellos están usando gasóleo o gasolina para desprender el crudo que embadurna a las aves, pero, en su lugar, recomiendan el uso de aceite de oliva, ya que otros disolventes pueden causarles mayor daño al plumaje.

Asimismo, el Zoo Faruk Yalçın informa de que 17 de 58 aves rescatadas murieron por diferentes razones relacionadas con el vertido, pero también reconocen que las condiciones de supervivencia ya están mejorando.

 

Trtabajos de limpieza de las aves petroleadas en las instalaciones del Zoo Faruk Yalçın © Doğa Derneği

Limpieza de las aves petroleadas en las instalaciones del Zoo Faruk Yalçın © Doğa Derneği

 

No obstante, aunque ha pasado más de una semana de esta catástrofe, la Administración aún no ha informado sobre la autoría del vertido o promovido operaciones oficiales de rescate, lamentan desde BirdLife Turquía.

“Este desastroso evento muestra una vez más que Turquía no está preparada para contener un vertido de petróleo, incluso a nivel regional”, explica Erkol. “Se deberían crear más centros de recuperación de fauna silvestre en las áreas clave para la biodiversidad y llevarse a cabo trabajos de rescate desde la administración, con el apoyo de voluntarios locales y ONG”.

 


 

¿Quieres ayudar? Dona para apoyar el trabajo de Doga en www.dogadernegi.org/en/donations con la comunicación ‘’Izmit oil spill”.

 

 

Noticias Relacionadas
fake rolex watches
X
HAZTE SOCIO