Los chorlitejos reclaman su parte de playa

Lunes 24 de marzo de 2014, en la playa del Serradal de Castellón. Desde la distancia se observa algo en la arena, apenas un bulto, que conforme nos acercamos, se levanta y corre rápidamente hacia unas dunas cercanas desde donde otea nuestra llegada. Se trata de una hembra adulta de chorlitejo patinegro Charadrius alexandrinus, en concreto N[AAC], que desde el pasado 7 de marzo anda ocupada junto a N[AAD] en el cuidado de su nido.Se trata del primer nido encontrado en el municipio este año, y al igual que en 2013, esta pareja ha sido la más tempranera… incluso han repetido zona, pues dichas áreas de nidificación apenas distan 35 metros. [more…]

Toda esta información, así como el haber podido determinar en nuestra población la existencia de poligamia secuencial (es decir, la hembra se empareja con un macho y hace una primera puesta, a continuación se empareja con otro macho con el que tiene otra puesta). En nuestro caso la hembra N[AAC]* se emparejó con N[AAD], y tras la eclosión de los huevos se emparejo con N[AAv]. O ver que una misma hembra, N[AAF], hizo dos puestas consecutivas distantes en más de 2km, no hubiese sido posible sin el anillamiento de los diferentes ejemplares (que permite identificar mediante las anillas a cada individuo). Estos datos provienen del proyecto de seguimiento del chorlitejo patinegro en las provincias de Castellón y Valencia que llevan a cabo de manera conjunta la Colla Ecologista de Castelló (CEC) y el Grupo de Anillamiento Pit-Roig (GAPR).

La biodiversidad, añade un nuevo valor –el ecológico- a las playas entendidas como zonas de relax, ocio y disfrute

¿Por qué surge este proyecto? Porque pese a la falta de datos a nivel nacional, se ha podido determinar el declive de la especie en diversas comunidades autónomas, entre ellas la Comunidad Valenciana. A modo de ejemplo, en la provincia de Castellón, donde la CEC realiza censos anuales de nidos desde 1993, se ha observado para el período 1993-2013 una disminución del 88.75% de los mismos (338 a 38 nidos). Éstas y otras evidencias han hecho reconsiderar el estatus de la especie, que en la actualidad está catalogada como Vulnerable (Orden 6/2013, DOCV núm 6996 de 04/04/2013).

Dado que la mayoría de información disponible se basa en censos, nuestra idea es proporcionar, para las provincias de Castellón y Valencia, parámetros adicionales de tipo individual (supervivencia, dispersión, áreas de invernada, parámetros reproductores) que puedan ayudar a conocer más detalladamente los problemas que padece la especie, así como sus posibles soluciones.

Resultado de los censos anuales de nidos para la provincia de Castellón (1993-2012). Sin datos para 1995 y 1997

En la actualidad se considera que el descenso en la población se debe en gran medida a la degradación que han sufrido sus áreas de cría, fundamentalmente ecosistemas dunares y humedales costeros. En la Comunidad Valenciana casi la mitad de los nidos (42.7%) se situan en la playa, y resulta evidente que reproduciéndose en un hábitat de gran interés turístico, y precisamente en la época de mayor afluencia de visitantes -marzo a julio-, es raro el día que nadie les provoque molestias.

Además, aún cuando un nido resistiese los 24-27 dias de incubación sin abandonos, aparece la cuestión de la alimentación de los pollos. Una de las zonas que mantienen mayor cantidad de invertebrados de los que alimentarse son las algas que cubren la arena tras los temporales, pero éstas son continuamente retirados por parte de las brigadas de limpieza (que a su vez pueden pisar y destruir los nidos durante estas mismas labores), lo que reduce notablemente la capacidad de los jóvenes para comer y, por tanto, sobrevivir. Hay que añadir también, los fracasos debidos a causas naturales y los ocasionados por vehículos y perros que, pese a las prohibiciones al respecto, transitan por el litoral.

Pero no pensemos que estos problemas de degradación del medio litoral afectan únicamente al chorlitejo patinegro. Podríamos encontrar un caso parecido en el charrancito Sternula albifrons, cuya querencia por hábitats costeros es causante, en gran medida, de la tendecia regresiva de la especie a nivel nacional. Por poner ejemplos de algo más que aves, insectos como el escarabajo pelotero de las dunas Scarabaeus semipunctatus y el diptero Rhyncomya italica, o plantas como la jarilla de cabeza de gato Helianthemum caput-felis todos ellos exclusivos de ambientes dunares, también muestran tendencias regresivas muy importantes. Del mismo modo, la presión turística de las zonas litorales parece haber sido la causa del descenso poblacional de varias especies de tortugas marinas. Curiosamente, y de manera sorprendente han sido localizadas este mismo año 2 puestas de Tortuga boba Caretta caretta en el litoral mediterráneo, una en Alicante y otra en Tarragona. Estas puestas han sido trasladadas a playas con acceso restringido de l’Albufera de Valencia y Delta del Ebro respectivamente, para favorecer la eclosión y supervivencia de las crías.

Izqu: chorlitejo patinegro alimentándose de arribazones © Sandra Gómez. Dcha: Pulga de mar, fuente de alimento © Pepe Greño

Dado que las causas conocidas de estos descensos poblacionales son variadas, entendemos que también han de serlo las soluciones, así como las asociaciones que tomen parte de las mismas. Por lo tanto, y por poner como ejemplo la especie con la que iniciabamos esta entrada, desde GAPR y CEC, así como otras entidades, se están llevando a cabo una serie de medidas que pretenden favorecer la mejora de las poblaciones de chorlitejo patinegro: campañas de divulgación, censos, anillamiento de las aves y seguimiento anual posterior, limpieza controlada de las playas, etc.  (para más información contactar directamente con el autor)

Todas estas medidas (cuya eficacia real aún ha de ser evaluada) muestra una intención político-económica, aunque sea puntual, de sustituir un agresivo modelo turístico de sol y playa por otro más sostenible. En este nuevo escenario, la biodiversidad, como otro usuario del hábitat, dispone de derechos de uso y disfrute sobre el mismo, que han de ser respetados, y que en lugar de restar, añade un nuevo valor –el ecológico- a las playas entendidas como zonas de relax, ocio y disfrute.

 

*Anillas de lectura a distancia utilizadas de forma complementaria a las anillas metálicas oficiales. Estas anillas de lectura a distancia permiten hacer el seguimiento de los individuos sin necesidad de volver a capturar al ave.

 

 

José Luis (Pepe) Greño es anillador experto del Grupo Pit-roig del CMA. Miembro de la Colla Ecologista de Castelló

Contacto:Facebook de Pepe Greño

 

 

 

Más información sobre el trabajo con el chorlitejo patinegro:

 

 

Un comentario

  1. Un saludo desde el Aeroclub, siempre complacidos de colaborar en la conservación de las especies que se encuentran en el entorno del aeródromo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Sobre éste Blog
El blog de SEO/BirdLife tiene como objetivo tratar los proyectos y trabajo diario de la organización de una manera más cercana, así como expresar opiniones y resaltar temas de actualidad de trabajadores y colaboradores habituales, todo ello fomentando los comentarios y debate general.