Hazte socio | Guía de aves | Contacto
Contagiamos Naturaleza

En el Día de las Aves, SEO/BirdLife solicita un mayor apoyo institucional a la educación ambiental

Este fin de semana 6-7 octubre

  • El lema de esta edición es “De pequeños Aventurer@s a grandes ciudadanos” Vídeo

     

SEO/BirdLife quiere que el Día de las Aves sea un año más un evento lúdico-festivo pero también un acto reivindicativo. En esta edición, coincidiendo con la celebración del 25 aniversario de tan señalado día, queremos llamar la atención en la importancia que la educación tiene, aunque en estos momentos mejor sería decir, debería tener, por la situación en la que se encuentra, como herramienta para lograr una ciudadanía responsable y respetuosa con el medio ambiente. 

Además, con esta celebración queremos divulgar nuestra nueva apuesta educativa,
El Club Aventurer@s”, que se une a otras líneas de trabajo ya existentes con las que cuenta SEO/BirdLife. En esta ocasión nos centramos en los más pequeños y sus familias en un ámbito muy concreto: el tiempo libre que está cargado de juego, diversión y momentos compartidos con hermanos, amigos y los adultos de la familia.

 ¿Qué papel juega la educación ambiental en la actual crisis económica?

En estos momentos asistimos a dos tipos de crisis. No podemos hablar solamente de una crisis económica pues también nos enfrentamos ante una crisis ambiental en la que las condiciones de vida del planeta se están deteriorando a una velocidad creciente. Estamos consumiendo hace ya años los “bienes raíz” de la naturaleza y poniendo en riesgo nuestro futuro y el presente de buena parte de la población mundial.

 

En opinión Federico García, Coordinador del Área de Educación Ambiental y Voluntariado de SEO/BirdLife,la educación puede eludir su responsabilidad en este proceso –ocultando, minimizando o simplificando la crisis ambiental- o bien ayudar a comprenderla y a hacerle frente, máxime cuando se dirige a las generaciones que vivirán sus efectos de forma más intensa”.

 

En ocasiones, a las organizaciones conservacionistas como SEO/BirdLife se nos tacha de que con nuestras acciones anteponemos las aves y la naturaleza a las personas, pero esto es hacer un análisis muy simple de lo que sucede o tener una visión muy reducida de la realidad. Si ampliamos el campo de visión o utilizamos nuestro sentido crítico, vemos que las cosas no son tan sencillas y que algunas acciones que promueve el ser humano en favor de un beneficio económico “fácil” pueden causar daños irreparables en el medio ambiente y al final afecta al propio ser humano, ejemplo de ello los podemos tener con mirar en los medios de comunicación (daños causados por el cambio climático, contaminación y esquilmación de los acuíferos, contaminación de suelos que antes era de cultivo, disminución radical de los recursos pesqueros, pérdida de suelo, …)

 

¿Qué nos enseña la educación ambiental?

La educación nos enseña que un pueblo que no estudia su historia está condenado a repetir sus errores. En nuestro pasado más reciente, y tras la anterior crisis económica, se vio como motor de la economía al sector inmobiliario y de las infraestructuras, siguiendo la máxima de para crecer todo vale, sin ver sus consecuencias (crecimiento inmobiliario incontrolado, daños a espacios de alto valor ecológico y la famosa burbuja inmobiliaria que tan nefastas consecuencias nos ha traído) y justo en estos momentos volvemos a estar tentados de repetir la misma situación, el fin (salir de la crisis) justifica los medios (todo vale y si fuera necesario se tienen que relajar las leyes y normas existentes).

Recortes en educación = Recortes en medio ambiente

Los recortes en los presupuestos también han llegado a la educación y se nota tanto a nivel de la educación formal, habiendo pasado de ser una de esas famosas asignaturas trasversales a algo mucho más diluido que se mantiene gracias al ingenio, entusiasmo y dedicación de los equipos educativos como en los programas que ofrecían las administraciones fundamentalmente públicas como privadas están desapareciendo como un cubito de hielo en verano por la falta de financiación.

 

Pero en la educación no formal, el panorama todavía es mucho más negro. Cada vez hay más centros de interpretación de la naturaleza cerrados o bajo mínimos y los programas han ido desapareciendo y reduciendo sus actividades. Los pocos equipos de educadores ambientales que quedan o los técnicos de las administraciones de los que dependen la puesta en marcha de las programaciones educativas tienen que hacer casi lo imposible para poder continuar desarrollando sus acciones.

 

Hay otras pruebas de este desinterés a nivel de la administración, como que en ningún  ministerio hay una estructura organizativa con el necesario nivel como para dinamizar a nivel interministerial una verdadera educación ambiental que impregne las diferentes políticas. También hay que destacar que desde hace un año no se ha convocado el grupo de trabajo sobre educación ambiental que dinamizaban desde Medio Ambiente y que estaba  integrado por miembros de diferentes ministerios. En este grupo estaba representada la sociedad civil a través de ONG conservacionistas, sindicatos o la federación de asociaciones de educadores ambientales en la que se trabajó en varias líneas como la educación ambiental en el sector educativo o en las empresas.

 Más Información
PROGRAMA DE ACTIVIDADES

Esta entrada fue publicada en Noticias. Guarda el enlace permanente.

Los comentarios están cerrados.